El temor.



La diferencia entre los hombres no es que unos tengan temor y los otros no. La diferencia está en que algunos se dejan dominar por sus temores. Alguien dijo: “Los héroes y los cobardes sienten exactamente lo mismo. La diferencia está en que los héroes reaccionan de manera diferente”. Los boxeadores y los soldados todos sienten temor antes de entrar a un ring o al campo de batalla. Cuando se elogia el valor de los grandes soldados, ellos confiesan que siempre entraron a la batalla asustados y sudando. Terminaron siendo héroes porque lograron superar sus temores. El consejo de la Biblia es: “No temas”.


Lecturas:


domingo, 4 de abril Marcos 16:1-8

lunes, 5 de abril Deuteronomio 31:6

martes, 6 de abril Romanos 8:15

miércoles, 7 de abril Salmos 118:6-7

jueves, 8 de abril Filipenses 4:6-7

viernes, 9 de abril Romanos 8:38-39

sábado, 10 de abril Mateo 10:28

7 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo