Somos Del Oriente



Somos del Oriente los tres y venimos a adorar

Al bebé recién nacido, que es Rey divinal.


CORO ¡Oh!, Bella estrella angelical,

Tu fulgor nos guiará

Al lugar donde hallaremos

Al Enviado celestial.


Oro traigo para ofrendar al nacido para reinar.

Y a sus plantas mi corona quiero depositar.


Llevo incienso para el Señor,

Que también es el Mediador

Entre el Padre y los mortales, único Intercesor.


Mirra ofrezco para el dolor del sufriente Salvador;

Que, en cruenta cruz, su sangre dio por el pecador.


Ved la gloria de Emanuel,

Sacerdote, Rey, Redentor.

¡Aleluya! Tierra y cielo canten su gran amor.



8 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo