Dios es el centro de la vida.

Cuando el astrónomo Copérnico descubrió que la tierra no era el centro del sistema solar, se produjo inmediatamente una revolución. Los hombres no podían aceptar esta verdad y se produjo una crisis porque los conocimientos se alteraban profundamente. ¿Cómo podía ser que el hombre y su mundo no fueran el centro de todas las cosas? ¿Cuál era el lugar del hombre? ¿Quién o qué es su centro?

Esta revolución copérnica sigue siendo inaceptable para muchas personas hoy. La tierra gira alrededor del sol, pero el hombre ¿Alrededor de quién gira? Al hombre le gusta pensar que él dirige su vida y movimientos, que va hacia donde quiere. Se niega a aceptar que igual que la tierra gira alrededor del sol, el hombre gira alrededor de la luz de Dios. No puede incorporar a su vida los datos que la ciencia ha incorporado al mundo físico desde hace siglos.

El hombre sabe que sin el sol se terminaría la vida en la tierra, y sin Dios se terminaría toda esperanza para la criatura humana, pero se niega a aceptar esta realidad, le cuesta aceptar su limitación y dependencia. ¿Te crees tú el centro de tu vida? ¿Has reconocido la dependencia de tu vida del Creador?

Lecturas:

domingo, 9 de julio Lucas 10:25-37

lunes, 10 de julio Malaquías 3:13-18

martes, 11 de julio Salmos 63:5-11

miércoles, 12 de julio Eclesiastés 12:1-8

jueves, 13 de julio Salmos 71:1-19

viernes, 14 de julio Malaquías 1:6-14

sábado, 15 de julio Isaías 45:20-25

Featured Posts
Recent Posts
Archive
Search By Tags
No tags yet.
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

Iglesia Presbiteriana Westminster - Ministerio de Tecnología para el  Alcance                                                                     Iglesia Presbiteriana Evangélica(EPC)