AFIRMACIÓN CONGREGACIONAL SOBRE LA LEY DE DIOS

Min.: Dios dio una ley a Adán a la manera de un pacto de obras. Con ella lo sujetó a él y a sus descendientes a una obediencia personal, total, exacta y permanente.

Con.: Le prometió vida si la obedecía y le amenazó con la muerte si la violaba. Además le dotó con poder y capacidad para cumplir la ley.

Min.: Después de la caída, esta ley continuó siendo una regla perfecta de justicia. Como tal, Dios la entregó sobre el Monte Sinaí en forma de Diez mandamientos esculpidos en tablas de piedra.

Con.: Los primeros cuatro mandamientos hablan sobre nuestro deber hacia Dios, y los otros seis, de nuestro deber hacia nuestros semejantes.

Min.: Además de esta ley, más conocida como la ley moral, Dios tuvo a bien entregar al pueblo de Israel, como una iglesia menor de edad, leyes ceremoniales junto con varias otras ordenanzas simbólicas; en parte ordenanzas de adoración que representaban por adelantado, las acciones, las gracias, los sufrimientos y los beneficios de Cristo.

Con.: Y en parte, representaban diversas instrucciones sobre los deberes morales. Todas estas leyes ceremoniales están ahora abrogadas bajo el Nuevo Testamento.

Min.: La ley moral obliga permanentemente a la obediencia de todos, estén o no justificados por Cristo. En el evangelio, Cristo de ninguna manera abroga esta obligación sino que la refuerza en alto grado.

(Confesión de Fe de Westminster Capítulo XIX.1,2,3)

Featured Posts
Recent Posts
Archive
Search By Tags
No tags yet.
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

Iglesia Presbiteriana Westminster - Ministerio de Tecnología para el  Alcance                                                                     Iglesia Presbiteriana Evangélica(EPC)