Cadena Perpetua

“Entonces dirá también a los de la izquierda: Apartaos de Mí, malditos, al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles.”

Evangelio según San Mateo 25:41

El escritor y filósofo francés, Voltaire rechazó la idea de la existencia de Dios, la inspiración de las Sagradas Escrituras y, por consiguiente, la existencia del infierno. Sin embargo, nunca pudo probar sus afirmaciones, y cuando un amigo le escribió diciéndole que estaba seguro que el infierno no existía, Voltaire le replicó de la siguiente manera: “Lo felicito, pero no soy tan afortunado como usted”. Se que dice cuando se acercaba la hora de su muerte, dijo: “Ofrezco una fortuna por seis meses más de vida”. El doctor le respondió: “¿Seis meses? Usted no vivirá seis semanas”. Voltaire le respondió: “Entonces, iré al infierno y usted conmigo.” Se dice que sus últimos momentos fueron tan espantosos, que no es posible describirlos.

¿Existe o no existe el infierno? Esa es una pregunta que, a través de la historia, muchos se han planteado. Tradicionalmente, la fe cristiana ha sostenido la creencia con respecto al infierno, como un lugar destinado al castigo eterno. Sin embargo, los últimos dos tercios del pasado siglo han sido testigos de una de las respuestas que algunos llamados cristianos han ofrecido con relación al infierno. Su conclusión ha sido la negación de la existencia de un lugar de castigo eterno.

Pero, ¿qué les parece si examinamos la enseñanza de las Sagradas Escrituras con relación a este importante tema? Aunque la palabra infierno es, más propiamente, parte del vocabulario del Nuevo Testamento, el concepto del castigo eterno y la raíz hebrea del infierno (gehena), están presente desde el Antiguo Testamento. En cuanto al Nuevo Testamento, encontramos referencias al mismo tanto en los Evangelios como en las Cartas Pastorales y el Apocalipsis. La idea de un castigo eterno para Satanás, los ángeles caídos y los seres humanos que no creyeron en Jesús es un concepto bíblico irrefutable. Ciertamente, no figura como uno de nuestros temas predilectos, pero ese factor no niega la realidad de su existencia. Allí será la cadena perpetua.

Featured Posts
Recent Posts
Archive
Search By Tags
No tags yet.
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square

Iglesia Presbiteriana Westminster - Ministerio de Tecnología para el  Alcance                                                                     Iglesia Presbiteriana Evangélica(EPC)