Cuarto Domingo de Adviento

December 18, 2016

 

En las tinieblas se encendió una luz. En medio del cotidiano quehacer de un carpintero común y su joven prometida, se encendió una luz de esperanza para su pueblo. Cuando encendemos estas cuatro velas cada uno de nosotros quiere ser antorcha tuya para recordar al mundo y a nosotros mismos que en la persona de tu amado Hijo, has venido a suplir todo cuanto necesitamos. ¡Gracias Señor, por venir a salvarnos! ¡Envuélvenos en tu luz! ¡Danos tu gracia! ¡Caliéntanos en tu amor!

 

Lecturas

 

domingo, 18 de diciembre   Isaías 11:10-16

lunes, 19 de diciembre   Lucas 1:5-25

martes, 20 de diciembre  Apocalipsis 2:9-21

miércoles, 21 de diciembre   Salmos 147:1-11

jueves, 22 de diciembre   Isaías 33:17-22

viernes, 23 de diciembre   Lucas 1-67-80

sábado, 24 de diciembre   Juan 3:31-36

Please reload

Featured Posts

“Aquél respondiendo, dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con todas tus fuerzas, y con toda tu mente; y a tu próji...

Un Mandamiento, Varias Vías.

June 28, 2020

1/8
Please reload

Recent Posts

June 16, 2020

June 16, 2020

Please reload

Archive