ORACIÓN CONGREGACIONAL ALTERNADA:



Min.: Padre nuestro, en un día como éste, cuando nos acercaremos a la llamada parábola del sembrador, queremos reflexionar sobre algunos de los significados de la misma.


Con.: Ayúdanos, Señor, a realizar esta reflexión con mentes y corazones abiertos a la luz que generan tus maravillosas verdades.


Min.: En esta parábola del Gran Maestro, se nos narra la manera en que un sembrador salió a esparcir la semilla por todo tipo de terreno.


Con.: Ayúdanos, Señor, a entender que de igual manera y por tu gracia, tu poderosa Palabra ha sido sembrada en todo tipo de corazones.


Min.: Algunos de ellos son como la semilla sembrada junto al camino; que fue hollada por la obra del enemigo, impidiendo que muchos creyeran y se salvaran.


Con.: Por otra parte, algunos corazones son como el terreno pedregoso; en donde la Palabra cayó, pero ante la imposibilidad de echar raíces, pronto fue secada por el rigor de la prueba.


Min.: Buen Señor, otros corazones son como el terreno lleno de espinos; donde los afanes, las riquezas y los placeres del presente siglo terminan ahogando cualquier esfuerzo pasajero.


Con.: Ayúdanos a ser como el buen terreno; donde la semilla de tu Palabra es oída y obedecida, dando así mucho fruto para lo gloria de tu nombre.


Todos: Por los méritos de JESÚS te lo imploramos. ¡Amén!

8 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo