top of page

¡Ahora Sí!


  

           

 

 

“Entonces les abrió el entendimiento, para que comprendiesen las Escrituras.”        Evangelio según San Lucas  24:45

 

Hace un buen tiempo, mientras caminaba por el pasillo de las Oficinas Administrativas de la Iglesia, miré y saludé desde lejos a una joven que se encontraba solicitando cierta información frente al escritorio de nuestra secretaria. Al rato, el Pastor Pérez, tocó a la puerta de mi oficina, y llevándome hasta donde se encontraba la joven, me dijo: “Mira a ver si eres capaz de reconocer a esta jovencita”. En ese momento me puse los espejuelos, e inmediatamente reconocí a aquella joven, a quien resultaba que había pastoreado hacía muchísimos años, cuando ella, a penas tendría unos cinco años. La diferencia: los espejuelos.

El relato de aparición de Jesús registrado en Lucas 24:36-49 resulta ser muy revelador. Los que estaban allí ya habían escuchado la noticia de que el Maestro había resucitado. De hecho, acababan de oír a los dos discípulos que habían visto al Resucitado en el camino a Emmaús. Aún así, cuando Jesús mismo se les aparece, no fueron capaces de creer, a causa del temor que se había apoderado de ellos. Ni siquiera la evidencia de las manos y los pies, ni el acto de comer con ellos, ni el testimonio de las Escrituras fue suficiente para guiarlos a creer. Sólo cuando Jesús les abrió el entendimiento fueron capaces de llegar a creer verdaderamente. Probablemente dijeron: “¡Ahora sí!” Ante nuestra realidad, el Señor viene a abrir nuestro entendimiento, para así alejar nuestros propios temores. Dios está en control. Él ha vencido al mundo. “¡Ahora sí!” 

0 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page