La fe viene con prueba incluida.

“Aconteció después de estas cosas, que probó Dios a Abraham, y le dijo: Abraham. Y él respondió: Heme aquí”. Libro del Génesis 22:1 En el noreste de los Estados Unidos, la industria de la venta del bacalao es una muy próspera. Ahora bien, ante el reclamo de expansión del mercado al resto de la nación, particularmente los estados más distantes de la costa noreste, la industria comenzó el proceso de envío del preciado pescado. Al principio, se empezó a enviar el pescado congelado, pero resultó que el proceso de congelación le restaba bastante sabor al bacalao. Entonces, decidieron comenzar a enviar el bacalao vivo, en grandes estanques de agua salada, pero los resultados fueron aún peores. El

Prueba

Nunca sabemos cuándo Dios está usando las experiencias comunes de la vida para probar nuestra fe. Los hombres en el ejército de Gedeón fueron probados por la manera en que bebían agua. Lot fue probado mediante el desacuerdo en cuanto a la tierra (Génesis 13:6). Israel fue probado mediante la sed (Éxodo 15:22-27), y Moisés fue probado mediante las quejas del pueblo (Números 20:1-13). Debemos estar constantemente alertas porque a veces no sabemos cuál es la lección que nos conviene aprender hasta que no fallamos en la prueba. Lecturas: domingo, 26 de julio Génesis 22:1-13 lunes, 27 de julio Santiago 1:2-3 martes, 28 de julio

Loores Dad A Cristo El Rey

Loores dad a Cristo el Rey, suprema potestad; De su divino amor la ley, postrados aceptad; De su divino amor la ley, postrados aceptad. Vosotros, hijos de Israel, ovejas de la grey, Loores dad a Emmanuel y proclamadle Rey; Loores dad a Emmanuel y proclamadle Rey. Gentiles que por su perdón gozáis de libertad, Al que de la condenación os libra, hoy load, Al que de la condenación os libra, hoy load. Naciones todas, escuchad y obedeced su ley De gracia y de santidad, y proclamadle Rey; De gracia y de santidad, y proclamadle Rey. Con la celeste multitud del trono en derredor. Alzad canción de gratitud a Cristo el Salvador; Alzad canción de gratitud a Cristo el Salvado

ORACIÓN ALTERNADA DE CONFESIÓN DE PECADOS:

Min.: Santo y buen Padre nuestro, reconociendo que en nosotros aún habita una naturaleza rebelde e imperfecta... Con.: Te rogamos que escuches nuestra sincera confesión. Min.: Por tu maravillosa gracia, hemos sido incluidos en el pacto establecido con nuestro padre en la fe, Abraham. Con: Pero nosotros no hemos sido capaces de reconocer tan alto privilegio en los términos de tu pacto eterno. Min.: Te pedimos, también, que nos perdones porque no contemplamos la prueba como una expresión integral de tu pacto con nosotros. Con.: Perdónanos, buen Señor. Min.: Padre, perdónanos porque en la hora de la dura prueba hemos llegado a cuestionarte a Ti y a tus santos designios

De La Mano Me Sacó

“Y deteniéndose él, los varones asieron de su mano, y de la mano de su mujer y de las manos de sus dos hijas, según la misericordia de Jehová para con él; y lo sacaron y lo pusieron fuera de la ciudad”. Génesis 19:16 Recuerdo tener como seis años, cuando jugando con mis vecinos, una amiga de mi misma edad me agarró de la mano y me llevó a comprar dulces. ¿Cuál era el problema? Que para ir a la tienda de los dulces había que cruzar la calle y mi mamá me lo tenía prohibido. Yo primero me rehusé cuando ella me lo propuso, pues sabía que haría mal. Pero cuando me agarró la mano y comenzó a correr yo seguí tras ella. ¿Se imaginan qué hizo o que no me hizo mi mamá al ver que yo estaba en la tienda

La Respuesta Correcta

Un anciano fue a pasear con su nieto más joven y para animar la comunicación entre ellos le iba haciendo preguntas: - ¿A qué distancia estamos de casa? -Le preguntó. A lo que el nieto respondió: - No lo sé, abuelito. Y otra vez: - ¿Sabes dónde estás? - No, no lo sé. Entonces el anciano le dijo con buen humor: - Me parece que tú estás perdido. ¿Tienes miedo? El niño miró a su abuelo y contestó: - No puedo estar perdido y no tengo miedo. Estoy contigo y me llevas de la mano. Esa es respuesta última y verdadera a nuestra condición humana. Nunca podemos estar perdidos si estamos con el Señor Jesucristo y Él está con nosotros. Lecturas: domingo, 19 de julio Salmos 121:

Dios Cuidará de Ti

En tus afanes y en tu dolor Dios cuidará de ti, Bajo las alas de su amor, Dios cuidará de ti. Coro: Dios cuidará de ti; Y por doquier contigo irá. Dios cuidará de ti, nada te faltará. Si desfalleces en tu labor, Dios cuidará de ti, Si ves peligros en derredor, Dios cuidará de ti. Nunca en la prueba sucumbirás, Dios cuidará de ti. En su regazo te apoyarás, Dios cuidará de ti.

INVITACIÓN A LA ORACIÓN CONGREGACIONAL:

Min.: Por la gracia y por la misericordia del Señor hemos sido convocados para adorarle. Por tal razón, le invitamos a reflexionar juntos sobre el significado de tan excelsa convocatoria, mientras oramos diciendo: ORACIÓN CONGREGACIONAL: Min.: Buen Señor y Padre nuestro, Tú nos has traído hasta Ti desde distintos lugares, con distintos trasfondos y, seguramente, con distintos intereses. Con.: Sin embargo, reconocemos que has sido Tú quien nos ha llamado y quien ha guiado nuestros pasos para llegar hasta tu bendita presencia. Min.: Aquí estamos: chicos y mayores, hombres y mujeres, con muchos bienes y con menos, con algunas virtudes y con muchos defectos. A todos nos ha llegado la mi

UN JOVEN CLAVADISTA

Un joven que se había criado ateo, estaba tratando de convertirse en un clavadista olímpico. La única influencia religiosa en su vida venía de un amigo cristiano que siempre le estaba predicando. El joven clavadista nunca realmente le prestaba atención a los sermones de su amigo, pero los escuchaba seguido. Una noche el clavadista entró a la alberca que estaba dentro del colegio donde asistía. Todas las luces estaban apagadas, pero el edificio tenía grandes ventanas en el techo y la luna estaba brillando, había suficiente luz para poder practicar. El joven se subió al trampolín más alto y al voltearse de espaldas hacia la alberca, en la orilla de la tabla, y extendiendo sus brazos hacia afue

¡Cuán Grande Es Él!

Señor, mi Dios, al contemplar los cielos, El firmamento y las estrellas mil. Al oír tu voz en los potentes truenos Y ver brillar al sol en su cenit. CORO: Mi corazón entona la canción. ¡Cuán grande es Él! ¡Cuán grande es Él! Mi corazón entona la canción. ¡Cuán grande es Él! ¡Cuán grande es Él! Al recorrer los montes y los valles Y ver las bellas flores al pasar. Al escuchar el canto de las aves Y el murmurar del claro manantial. Cuando recuerdo del amor divino, Que desde el cielo al Salvador envió. Aquel Jesús que por salvarme vino, Y en una cruz sufrió y por mi murió. Cuando el Señor me llame a su presencia, Al dulce hogar, al cielo de esplendor. Le adoraré, cantando la grandeza De su poder

INVITACIÓN A LA CONFESIÓN COMUNAL DE PECADOS:

Min.: Unámonos en oración para traer delante del Señor la más sincera confesión de nuestros pecados. ORACIÓN CONGREGACIONAL: Min.: Soberano Dios y Señor nuestro, acudimos ante Ti con la firme certeza de que nos conoces bien. Con.: Nuestras fortalezas y debilidades, todas te son bien conocidas. Min.: Entonces, te pedimos que nos perdones por tu gran misericordia; pues de otra forma no podríamos alcanzar tu perdón. Con.: Hemos sido alcanzados por tu eterna e inescrutable gracia. Tú nos has trasladado del reino de las tinieblas al reino de tu admirable luz. Min.: Pero nosotros hemos prestado oídos sordos a tan grandes y maravillosas verdades, y no hemos aquilatado una salvación

Un Pacto Desigual

“Y estableceré mi pacto entre Mí y ti, y tu descendencia después de ti en sus generaciones, por pacto perpetuo, para ser tu Dios, y el de tu descendencia después de ti”. Libro de Genesis 17:7 Conversaba, en estos días, con mi hermana Nydia, y la escuchaba lamentarse con respecto a la manera en la que muchas personas se quejaban, mientras despreciaban las ayudas recibidas durante este período de aislamiento. Concluía que la mayor parte de nuestra gente se mostraba malagradecida, lo cual era una señal de su corrupción. Me decía que la mayor parte de ellos, expresaba su inconformidad y trato injusto a la hora de evaluar la ayuda recibida. Mientras escuchaba a mi hermana, reflexionaba sobre cuán

Me Casé Contigo Por Tus Promesas

Una mujer le decía a su marido: “No me casé contigo porque fueras perfecto, sino porque me hiciste una promesa.” Se quitó el anillo de su dedo y mirándole, agregó: “Tu promesa de ser fiel y cuidarme, compensa por tus defectos y mi promesa compensa por mis faltas. Somos dos seres imperfectos que decidieron voluntariamente casarse y las promesas son las que crearon nuestro matrimonio. Nuestras promesas en algún momento pueden fallar, pueden faltar y lo más seguro es que así suceda, pues somos seres imperfectos. Pero las promesas de Dios y sus pactos nunca fallarán, pues Dios no es como nosotros; Él es fiel a sus promesas. Un Dios perfecto, hace pactos perfectos los cuales siempre se cumplirán.

Escogido Fui De Dios

Escogido fui de Dios en el Amado; En lugares celestiales su bendición me dio. Antes de la creación el plan fue hecho Por su santa voluntad. CORO: Escondido en Cristo estoy, nadie me apartará; Y las fuerzas de este mundo no me podrán dañar. Vivo y ando en esta vida con seguridad, Porque me escogió mi Dios. Tengo un sello que el Espíritu me ha dado Cuando mi confianza puse sólo en mi Salvador, Prenda que el Señor me dio de vida eterna; Escogido fui de Dios. Me escogió para alabanza de su gloria, Y sentóme en las alturas con Cristo mi Señor. Grande fue la admiración al ver su gracia, Porque me escogió mi Dios.

INVITACIÓN A LA AFIRMACIÓN DE FE:

Dir.: Venid, para repasar y aprender juntos del mejor testimonio histórico de la Iglesia. AFIRMACIÓN DE LA FE DE LA IGLESIA: Dir.: “La distancia entre Dios y la criatura es tan grande, que aún cuando las criaturas racionales le deben obediencia como a su Creador, sin embargo, ellas no podrán nunca tener plenitud con Él como su bienaventuranza o galardón, si no es por alguna condescendencia voluntaria por parte de Dios, habiéndole placido a Éste expresarla por medio de su pacto. Con.: El primer pacto con el hombre fue un pacto de obras, en el que se prometía vida a Adán, y en éste a su posteridad, bajo la condición de una obediencia personal perfecta. Dir.: El hombre, por su caída, se hizo

Featured Posts
Recent Posts
Archive
Search By Tags
No tags yet.
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square

Iglesia Presbiteriana Westminster - Ministerio de Tecnología para el  Alcance                                                                     Iglesia Presbiteriana Evangélica(EPC)